martes, 7 de enero de 2014

DEFENDER EL AGUA ES DEFENDER LA VIDA

Consejo Directivo del FDAC*
Cajamarca, enero del 2014
 Algunos pretenden hacernos creer que “tenemos mala memoria”; y, a partir de ahí, vuelven a hacer esfuerzos para engatusarnos diciendo que el Proyecto Conga y sus similares a tajo o cielo abierto, deben implementarse “porque traen desarrollo” para todos los que vivimos en esta región. Por eso, conviene recordar que, mientras el gobierno minero militar del servil Ollanta (fiel garante de los intereses de las trasnacionales) señala que este año se invertirán más de 54 mil millones de dólares en minería, y que, su “gobierno”, garantizará las inversiones privadas y entre ellas, la del proyecto Conga; por su lado, los partidos políticos sin excepción (incluido el Frente Amplio, el de las supuestas izquierdas), hacen causa común con la defensa del status socio político pretendiendo también justificar la necesidad de defender a este gobierno que promueve la “unidad nacional”.
Por su lado, los apristas tan llenos de experiencia en corrupción, obedeciendo a su jefe Alan García Pérez, han salido a gritar a los “cuatro vientos“ que, con CONGA vamos a tener minería responsable y sostenible; que vamos a tener más agua y cuidado del medio ambiente, garantizado con ello la agricultura y ganadería. Así las cosas, la empresa Newmont (Yanacocha), ha señalado que el proyecto minero se deberá desarrollar este año 2014 porque cuenta con la “licencia social” de algunos campesinos (sus huatacos) de la zona, convertidos de “la noche a la mañana” (gracias a ella) en “pequeños empresarios” que prestan servicios a la minera. Para nada tienen en cuenta (y, por supuesto, lo ocultan) que, este mega proyecto minero afectará irremediablemente a CUATRO PROVINCIAS (Celendín, Bambamarca, Cajamarca y San Marcos); que la destrucción directa de CINCO LAGUNAS (El Perol y La Empedrada para construir el Tajo EL PEROL; y Azul, Chica y Mala, desaparecerán con los enormes botaderos de rocas de desmonte El Perol y Chailhuagón) y la desaparición de 20 mil hectáreas de bofedales y ecosistemas, afectará y para siempre a más de 21 mil unidades familiares (de la zona del proyecto), sin contar con las aguas contaminadas que llegarán hasta rio Marañón y luego al Amazonas seguirán contaminando inmensos territorios más allá de Cajamarca. La Newmont (Minera Yanacocha) dice que para compensar la pérdida de esas lagunas construirán cuatro reservorios (Superior, Inferior, Perol y Chailhuagón), con los cuales habrá más agua almacenada y más disponibilidad de agua para la agricultura y la ganadería que la que existe actualmente. La verdad es que la Newmont (Yanacocha) quiere construir sus reservorios, porque necesita agua para procesar 92,000 toneladas diarias de mineral; porque generará enormes volúmenes de aguas altamente tóxicas que deben ser tratadas y almacenadas previamente antes de su descarga a los ríos y, para mitigar parcialmente los graves impactos que implicará la desaparición de lagunas y bofedales con la apertura de los tajos. Así pues, los cuatro reservorios proyectados: Superior, Inferior, Perol y Chailhuagón son parte del proyecto minero Conga; no son obras de infraestructura agrícola como pretenden hacer creer Yanacocha y el Gobierno Central. Debemos saber que el reservorio Perol no compensará la gran pérdida de almacenamiento de agua que la mina ocasionará si extrae los bofedales de la pampa Perol (que tiene 103 hectáreas y hasta 20 m de profundidad) porque no han considerado el agua almacenada en la Laguna Empedrada, que será destruida por el tajo Perol; porque la laguna Huashwas, ubicada en la cuenca del río Chirimayo, se irá secando debido a la cercanía y enorme profundidad de los tajos Chailhuagón y Perol, y por las voladuras para abrir esos tajos, que causarán fisuras en el fondo y paredes de la laguna, por donde escapará el agua que almacena. Porque la laguna Shaillhuagón y el reservorio Chailhuagón, que se ha construido a su lado, también se irán secando debido a la cercanía y a la gran profundidad del tajo Chailhuagón, y a las explosiones o voladuras que agrietarán las paredes de la laguna; porque los enormes tajos o cráteres del Perol (de 1950 m de largo, 1500 m de ancho o 224 hectáreas y 1880 m. de profundidad) y Chailhuagón (de 1800 m de largo, 900 m de ancho o 143 Ha y 470. m de profundidad) cortarán y desaparecerán completamente grandes tramos de los riachuelos, canales de riego y cauces de quebradas que dan origen a los ríos Chirimayo y Challuagón, principalmente. Porque si el proyecto se desarrolla, los enormes botaderos de rocas de desmonte Perol (de 289 Ha) y Chailhuagón (de 169 Ha), además de enterrar completamente y destruir las lagunas Azul, Chica y Mala, también taparán totalmente y destruirán los riachuelos, bofedales, pajonales y grandes extensiones de tierras que rodean a estas lagunas; porque los dos botaderos de rocas de desmonte con mineral de baja ley, las pilas de mineral y otros componentes del Proyecto Conga serán una fuente permanente de aguas ácidas con metales pesados, que contaminarán grandes extensiones de tierras y otras aguas que entren en contacto con ellas; porque los enormes y profundos diques de este lago de relaves cortarán tanto las corrientes superficiales como los flujos de las aguas subterráneas, ocasionando la desaparición o disminución de caudales de los manantiales. Porque la gigantesca cancha de relaves a construir (700 Ha), los enormes tajos Perol (224 Ha) y Chailguagón (143 Ha) y los enormes depósitos de rocas de desmonte Perol (289 Ha) y Chailhuagón (169 Ha), además de las 15 carreteras y las canteras de la mina, destruirán cientos de manantiales en las cabeceras de cuenca de los ríos Chirimayo, Chugurmayo, Jadibamba, Toromacho - Quengorío y Challuagón. Los caudales de estos manantiales que serán destruidos (y otros que se secarán) tampoco han sido considerados y no serán compensados con los reservorios; porque el reservorio Superior, que será el más grande de los cuatro (7’600,000 m3), será de uso exclusivamente minero. Porque para procesar 92,000 toneladas diarias de minerales y producir más de 96,000 toneladas diarias de relaves, la planta de proceso de Minas Conga consumirá alrededor de 50,000 m3 diarios de agua, parte de los cuales vendrán del reservorio Superior. Porque el reservorio Inferior almacenará las aguas ácidas y altamente tóxicas que lleguen de la cancha de relaves y del botadero Perol. El agua de este reservorio será tratada con enormes cantidades de cal para neutralizar la acidez y luego será descargada al río Jadibamba, en el mejor caso como agua de clase 3 (no apta para el consumo humano); porque los reservorios tendrán un volumen de almacenamiento muerto que será ocupado por sedimentos, ya que la mina aniquilará más de 2,000 hectáreas de cobertura vegetal de los cerros y laderas, y cada vez que llueva bajarán grandes cantidades de sedimentos. Porque, a diferencia de las lagunas y el ecosistema que se alberga en ese territorio en espacios naturales, los reservorios requerirán mantenimiento periódico y tratamiento del agua almacenada, lo que significará un altísimo costo y una carga social, sobre todo cuando la mina se vaya. Porque si el proyecto minero se desarrolla, nunca más las aguas naturales de esos riachuelos, manantiales y lagunas estarán disponibles para el consumo humano y para las actividades agropecuarias. ES ESTO LO QUE QUEREMOS PARA NOSOTROS Y LOS NUESTROS?.Y, DECIMOS QUE NO!!!!, MIL VECES NO…!!!! El Proyecto Conga, al ser altamente destructivo y contaminantes, es inviable social, económica y ecológicamente; y como tal debe ser cancelado definitivamente. Porque al igual que este, otros proyectos mineros asentados en cabecera de cuenca en nuestra región y en otras partes del país ponen en serio riesgo la existencia de las poblaciones en claro beneficio de las trasnacionales mineras. Por eso, es que hemos asumido la necesidad de defender nuestros territorios contra la voracidad minera; y la de exigir a las autoridades desarrollen otro tipo de proyectos alternativos sostenibles y sustentables en los que privilegie las particularidades de nuestra región a fin de promover desarrollo económico permanente y se posibilite educación, salud, vivienda y bienestar para todos. Por eso es que, rechazamos el modelo extractivista primario y exportador al que nos encontramos todavía sometidos. Por estas razones, entre otras, nos oponemos a este proyecto minero criminal; por esto es que nuestros pueblos, se encuentran en permanente RESISTENCIA. Resistencia que lleva ya, más de DOS AÑOS a la fecha y que deberá culminar con la expulsión definitiva de las trasnacionales de Cajamarca. Pero para conseguir la victoria necesitamos; mayor y mejor organización; fortalecimiento de nuestras organizaciones de masas (Frentes de Defensa, Rondas y otros similares); construir la unidad tan preciada, teniendo en claro que nuestra lucha es por defender los territorios y la posibilidad de nuevos proyectos económicos sostenibles y sustentables. Que, para construir todo esto solo contamos con nuestras fuerzas y debemos confiar solo en ellas, no permitiendo que oportunistas de toda laya ingresen a nuestras organizaciones, pues solo buscan destruir las mismas. En ese camino, debemos generar también un gobierno directo del pueblo, trabajando por una Asamblea Constituyente y una nueva Constitución que no solo refleje, sino haga práctica nuestras principales aspiraciones como peruanos y tawantisuyanos. En ese difícil y sacrificado camino, junto a hermanos de otros territorios reafirmamos este nuevo año nuestro compromiso señalando que seguiremos desarrollando nuestras acciones bajo la plataforma que construimos con otros frentes de Defensa de nuestra región, (Octubre del 2011), gritando al mundo que no queremos:
¡NI CONGA NI NINGUNA OTRA CONGA EN CAJAMARCA NI EN EL PERÚ Y EL TAWANTISUYU!!
y, no será posible se desarrollen, porque así lo hemos decidido.
 ¡NO A LA MINERIA EN CABECERA DE CUENCA!!
 ¡DEFENDER NUESTROS TERRITORIOS Y EL AGUA COMO MEDIO DE VIDA…. ESA ES NUESTRA TAREA!!
 ¡CONFIANDO EN NUESTRAS PROPIAS FUERZAS…
 ¡DERROTAREMOS A LA TRANSNACIONAL NEWMONT Y A SU SIRVIENTE OLLANTA…!! ¡VIVA LA RESISTENCIA POPULAR!!
 (*) Frente de Defensa Ambiental de Cajamarca

No hay comentarios: